Albert Einstein

"El misterio es la cosa más bonita que podemos experimentar. Es la fuente de todo Arte y Ciencia verdaderos". Albert Einstein.

martes, 17 de julio de 2012

Un Universo Lleno de Vida: La Misión



            Allí se encontraba, junto a ellas, sus dos queridas niñas, su vida, sus estrellas. Tumbado en una playa a media noche completamente a oscuras de no ser por la tenue luz de la Luna creciente.
Mirando al firmamento, les enseñaba que constelaciones eran las que se podían apreciar sobre sus cabezas en ese mes de Mayo. Ellas, asombradas no podían más que admirar y ver la belleza de ese cielo completamente estrellado y se preguntaban como una vez hizo su padre si allá en las estrellas pudiera haber alguien como ellas admirando el firmamento y haciéndose la bella pregunta, ¿habrá alguien ahí arriba viendo y creyendo la existencia de nuestro planeta habitado?
            De este modo comienza nuestro viaje guiados por la mirada de esos dos luceros.


            ¿Es la vida un fenómeno único en nuestro Universo que sucede sólo en la Tierra? O por el contrario, ¿se trata de un fenómeno habitual en el cosmos? En el año 2007 se publicó por vez primera La Enciclopedia de la vida, en ese entonces estaban catalogadas tan sólo 30000 especies en ella. Hoy en día es cuantificable el no pequeño número de 1.075.982, de las cerca de 2 millones que se tienen conocimiento. Podemos saber gracias a las últimas investigaciones que existen organismos que hasta hace algún que otro lustro se pensaba imposible que vivieran en las condiciones en las que viven, sin apenas oxígeno o sustento alimenticio, son los llamados organismos extremófilos, formados por algunas bacterias y líquenes, unido a un descubrimiento mayor como es el de algunas de estas especies y los poco conocidos tardígrados, (se trata de un animal invisible al ojo humano) sean capaces de resistir en el vacío del espacio interplanetario, han hecho pensar a la comunidad científica buscar vida más allá de nuestro planeta incluso en condiciones poco parecidas a la de la Tierra. Según podemos ver entre diversos científicos de gran fama, la vida debería ser algo común en el Universo al menos en sus niveles más básicos y más aún si tenemos en cuenta que existen tantas estrellas en el Universo como granos de arena en 10000 planetas como la Tierra.
            En cambio, la comunidad científica anda algo dividida a la hora de asegurar los posibles plazos para encontrar el primer planeta habitable o simplemente los primeros rastros de vida en el Universo, a parte, claro está, de nuestro humilde y acogedor hogar llamado Tierra. Mientras unos aseguran que la tecnología que hoy en día manejamos no serviría tan siquiera para encontrar vida en nuestro propio planeta si estuviéramos a tan sólo 20 años luz de nuestra casa (poca cosa para las distancias tan dispares que existen en nuestro Universo), otros opinan en cambio que en las próximas décadas se hallaran los primeros planetas habitables fuera de nuestro sistema solar, e incluso hay quienes pronostican que eso podría suceder en esta misma década, gracias a la magnificencia de la misión Kepler.

            Hoy en día los científicos se preguntan, ¿por qué la Tierra es tan especial? Y basándose en esa preguntan buscan en el vasto Universo que nos rodea, fijándose en lo que ven, en como surgió la vida aquí, en que parámetros se basa esta. Sólo se dejan llevar por el modelo que conocen y gracias a eso se creó un radio de habitabilidad para el planeta en cuestión, que dependiendo del tipo de estrella sobre el que orbitara sería distinto, se buscaría la posibilidad de agua en esos planetas, un planeta con masa similar a la de nuestro querido planeta, etc… Sin embargo eso, no basta, pues nadie sabe si el nuestro, es un planeta especial, o simplemente de lo más común en este nuestro Universo. 
            Hace tan solo 15 años que se inició la misión Hubble, una misión que nos daría una respuesta que cambiaría los libros de la ciencia por siempre. Existían sistemas planetarios extrasolares, cosa que la ciencia hasta hace relativamente poco tiempo desechaba y sin embargo una vez más, estaban equivocados. El primero de estos planetas extrasolares sería 51 Pegasi b. Pese a todo, la búsqueda de planetas es una tarea ardua y complicada. Desde que se iniciara, se han encontrado cerca de 2300 cuerpos planetarios, muchos de ellos pendiente de confirmación, la mayor parte de los cuales serían gigantes gaseosos, similares a Júpiter, sin embargo en las últimas fechas se han producido importantes avances en la búsqueda de planetas semejantes a la Tierra, al menos en lo que se refiere en tamaño, la cifra rondaría en medio centenar de estos. No obstante nos es prácticamente imposible hoy en día decir si hay o no vida dentro de estos. Lo que hace difícil la catalogación de estos posibles cuerpos parecidos a la Tierras es que a parte de que tengan la misma masa, tamaño y órbita, es necesario algo más para poder decir que estamos ante un planeta inmensamente parecido al nuestro, esto hace que la comunidad científica este bastante dividida al respecto ya que existen bastantes planetas que tienen un tamaño y masa entre la Tierra y el planeta Neptuno, pero lo que hace difícil su catalogación es que no se sabe de que están compuestos, puede que de tierra como el nuestro, puede que de líquido, gas, o simplemente una mezcla de todo ello, por eso a estos planetas se les ha llamado SuperTierras, ya que no se sabe con certeza que son. Parece clara que la idea de encontrar algo idéntico a nuestro planeta es más que imposible, quizás una clara y sencilla comparación sea mirando a nuestro alrededor y ver que cada persona en el mundo es única y puede que del mismo modo que ocurre con el ser humano y prácticamente todas las especies que habitan en este nuestro planeta, también suceda con las demás formas que componen el Universo, ya sean planetas, estrellas, agujeros negros…
            Visto esto, el paso esencial para poder decir que tenemos un planeta con posible vida en él es que tenga una masa, órbita y tamaño parecida a la del nuestro y a parte que nosotros tuviéramos los instrumentos necesarios para poder medir su atmósfera. Una vez que se produjera este evento, un indicador que nos daría con casi certeza la seguridad de que nos hayamos ante el descubrimiento del milenio es encontrar Oxígeno. Es simple este hecho, ya que el oxígeno se crea a través de la fotosíntesis y esto sería indicador de vida. Después de todo puede que hayamos encontrado ya nuestro planeta, pero hasta que no evolucione la tecnología para explorar sus atmósferas no lo sabremos.
            Es interesante pensar que la vida como tal puede que sea de lo más común en el Universo, pero debemos tener en cuenta que el Universo al menos según los últimos estudios tiene una edad aproximada de 13.700 millones de año, esto quiere decir que ha dado tiempo suficiente para que surgiera por doquier, pero pensemos en una cosa, ¿cuánto tiempo de vida tiene una especie en concreto? Puede que sí, que la vida se haya dado, pero no tiene porqué ser contemporánea a nosotros, debemos tener en cuenta que llevamos minutos como especie en el reloj del Universo y eso es algo a tener muy en cuenta.

            Del 22 al 24 de Junio de 2012 se celebró la conferencia SETICon 2, en ella se debatió sobre los últimos descubrimientos realizados por Kepler y por los avances tecnológicos que están por llegar. Durante esos dos días, decenas de especialistas se reunieron en Santa Clara para compartir ideas y analizar las posibilidades de encontrar, en un futuro próximo, vida fuera de la Tierra. Algunos de los participantes en dichas conferencias llegaron a asegurar que el posible contacto con vida inteligente se producirá antes de que acaben las próximas dos décadas. Esto hace reflexionar sobre lo que está pasando y si quizás no estemos aturdidos ante el panorama que se nos presenta, ya que esas declaraciones, nos hace venir a la mente un hecho que se producía hace relativamente poco tiempo cuando el 27 de Septiembre de 2010, la ONU otorgara a Mazlan Othman como embajadora de la Tierra a los posibles extraterrestres, y que ella misma declarará en una entrevista a The Daily Telegraph;

    "La continua búsqueda de inteligencia extraterrestre por diversas entidades sostiene la esperanza humana de algún día recibir señales de vida en otros mundos. Cuando lo hagamos, deberíamos tener preparada una respuesta coordinada que tenga en cuenta todas las sensibilidades relacionadas con esta cuestión, y la ONU es un mecanismo especialmente diseñado para tal coordinación".
           Poco después la misma ONU desmentiría este hecho. Curioso, ¿verdad? 


            Continúa en: Un Universo Lleno de Vida: La Señal

No hay comentarios:

Publicar un comentario