Albert Einstein

"El misterio es la cosa más bonita que podemos experimentar. Es la fuente de todo Arte y Ciencia verdaderos". Albert Einstein.

lunes, 17 de noviembre de 2014

Redefiniendo la Universidad

            En los últimos tiempos ha habido un desprestigio por parte de la política hacia el ámbito educativo. Se quiere, o se pretende que los profesores, lo alumnos, rindan más y mejor, cuando en realidad sus propuestas políticas hacen todo lo contrario, recortando en capacidad económica y por tanto maniatando en medios humanos la educación.
            Estoy de acuerdo que el dinero en educación no lo es todo. Se pueden hacer muchas cosas, ya lo decía el gran Albert Einstein, en tiempos de crisis sólo la imaginación es más importante que el conocimiento, y puede que sea verdad, pero si pretendemos salir de ella a base de recortes en investigación y otros apartados, el conocimiento se queda en nada, y por mucha imaginación que tengamos, si no poseemos unos conocimientos mínimos, no lograremos jamás avanzar hacia la meta.


            Podemos englobar todo lo acaecido desde los estudios obligatorios pasando por Bachillerato y terminando en la Universidad. Y quizás logremos entender lo que ocurre en la Universidad si se explica de manera somera lo que pasa en las etapas anteriores, ya que no debemos olvidar que los estudiantes antes de recalar en las universidades, estudiaban en sus respectivos institutos u otros módulos.
            Resulta curioso como muchos jóvenes llegan a los estudios de Grados sin saber muy bien donde se meten y que es lo que se van a encontrar. Este hecho es recurrente y lógico ya que a la tempranera edad de 17-18 años, un joven debe decidir una de las cuestiones más importantes de su vida, sino la que más, ¿a qué dedicará el resto de su vida? Quizás este sea el problema por el cuál muchos de ellos tras uno o dos años de carrera, abandonan los estudios frustrados o cambian de opción. Muy probablemente estas circunstancias se den debido al poco asesoramiento que por parte de la educación pública, cuando cursan la ESO y más tarde el Bachillerato, les dan a los jóvenes de hoy en día.
            Debemos recordar, que esos nuevos estudiantes universitarios son adolescentes con cierto grado de inmadurez en la gran mayor parte de los casos, y es esto mismo sumado a la importancia de la elección de qué deben estudiar lo que en muchos casos les hace fracasar. En esta tesitura, podemos ponernos en la parte del profesorado universitario, una vez superados los estudios obligatorios, las personas que eligen seguir preparándose académicamente deberían ser personas entusiastas y con gran interés en lo que hacen. Sin embargo, los docentes universitarios, en muchos casos se encuentran con jóvenes desganados y sin motivación por lo que hacen, y sin lugar a dudas esto repercute de manera grave en su metodología de enseñanza, donde nos encontramos a los mismos docentes con la misma sintomatología estudiantil, la pérdida del amor por lo que hacen.
            A fin de cuentas, todo se resume en la falta de motivación, y podríamos reflexionar sobre ello, pero en este marco, se trataría de una pescadilla que se muerde la cola, un bucle del que difícilmente se puede salir a no ser que cambiemos el modo de ver las cosas, y en este caso, la educación.

            Muchas veces nos quejamos y puede con razón del sistema en el que vivimos, de los gobernantes que tenemos, pero probablemente nunca reflexionemos sobre una cuestión sustancial, ¿de dónde sale todo ello? Es fácil, del modelo organizativo que tenemos en nuestras escuelas, institutos y universidades. Es muy difícil cambiar algo cuando en las bases de la educación de una persona se sigue haciendo lo mismo, cometiendo los mismos errores que en el pasado, y que en resumidas nos han llevado al borde del precipicio una vez más en la historia. 
            Probablemente la institución más importante para cambiar este hecho tan significativo sea la Educación, y me refiero con el concepto de institución a algo que va más allá del término Universidad. Debemos cambiarla de arriba abajo, es decir, la Universidad no podrá ser modelada nuevamente, si no tomamos todo el cuerpo corporativo anterior a ella en lo que a educación se refiere, las bases.



            Hoy en día, poseer un título universitario, en muchos casos, se ha convertido en un medio decorativo, sin valor ninguno. El mercado laboral se mueve de forma tangencialmente opuesta a la dirección esgrimida por la Universidad, por lo que muy difícilmente una persona con ciertos conocimientos teóricos pueda llegar a cumplir los requisitos de una empresa, puesto que sí, teoría hay y mucha, pero medios para ponerla en marcha, para practicarla antes de dar ese salto tan brutal como es pasar de ser un estudiante al mercado laboral, simplemente no existe.
            Además, con el actual plan Bolonia existe un hándicap mayor aún. Las carreras, ahora llamadas grados, han pasado a tener una mayor duración, y no por ello una mejora en la calidad, a veces da la impresión que lo que se pretende con el plan, es entretener a todos los estudiantes durante el mayor tiempo que sea posible para que no se incorporen al mercado laboral y de esta forma no se vea incrementado la cola del INEM. Todo ello, sabiendo que en España es muy difícil para un estudiante encontrar trabajo que le permitan pagar sus estudios, no existe una flexibilidad en horarios como podrían haber en países como Alemania, donde muchos estudiantes compaginan estudios y jornada laboral permitiéndoles poder seguir preparándose de la mejor manera posible, estudiando.
            Debemos recordar que actualmente estamos atravesando una de las mayores crisis económicas que la historia del hombre haya conocido, y muchos son los jóvenes que tienen que abandonar sus estudios por la imposibilidad de garantizar los pagos de la matrícula, más aún si añadimos los bestiales recortes que han tenido todo tipos de Becas para ayuda al estudio, sumándole la imposibilidad de recibirlas a aquellos que no opten a una media aceptable impuesta durante esta legislatura por este gobierno, donde gran parte de los diputados ni siquiera tienen estudios superiores. Tendríamos que reflexionar por qué alguien quizás no sea capaz de llegar a un 6,5, pero más allá de su tesón a la hora de estudiar existen otro tipo de variables, como el familiar, económico, emocional.., que de manera individual nadie puede medir, y que en ciertas circunstancias hacen que mentes brillantes puedan, por qué no, quedarse en un simple 6,4, y no por ello es menos merecedor que otro, que con mayor fortuna y quizás con la mitad de esfuerzo haya podido sacar un 6,6 y optar a las ayudas por parte del estado.

            Sin duda son muchas las carencias que envuelven al sistema educativo en general, pero quizás la más grave, la que más daño hace, es la inmovilidad dentro de la Universidad. Puede que venga a colación tras el apartado donde hablábamos de las dudas que los estudiantes tenían a la hora de elegir carrera, y de su posible frustración si luego comprobaban que no era la deseada. Sin embargo, se da el caso de una persona que pueda estar apasionada por realizar varias ramas a la vez, y es imposible hacerlo, debes elegir una, y tras cuatro años de carrera quedarte con un papel, que quizás no sirva absolutamente de nada, y si quieres hacer otra cosa, debes continuar otros cuatro años, y así sucesivamente. Pueden darse casos en los que personas fuera del sistema estén más modeladas que otras que se encuentren dentro, y quizás alguien con un título universitario, que tenga menor conocimiento que alguien que sin haber cursado, o habiéndolo hecho tenga la capacidad, los conocimientos necesarios para llegar a varias ramas y que sin embargo, por no poseer el papel que lo atestigüe no puede ejercer.
            Es verdad que deben estar regulados de alguna forma quién tiene, quién es capaz de llevar a cabo un trabajo, una tarea y quién no, pero en un mundo que se rige por lo puramente económico, donde para cada cosa se debe pagar, a la larga, no es nada sano. La enfermedad, en resumidas cuentas, tiene un nombre y se llama, dinero.
            Hoy en día puedes hablar 3 idiomas que sin haber hecho un examen, claro está pagando debidamente, es como si no los supieras, y el mayor de los problemas, es que finalmente, única y exclusivamente la demostración y las destrezas de dichos conocimientos sólo estará en las manos de aquellos que puedan pagarlo, no digo ya, pagar para aprender, si no se está pagando para demostrar algo que ya sabes, por un diploma, un papel que refleje lo esgrimido anteriormente.

            En definitiva, la educación tiene un grave problema, una enfermedad, llamada dinero.

            Continúa en: Definiendo una nueva Educación

6 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo contigo. He pasado los últimos años de mi carrera bajo presión por si me pillaba Bolonia y me tocaba pasarme a grado. Sabía que si me pillaba tendría que dejarme la carrera, porque era imposible que pudiese pagar lo que vale el crédito en grado. Muy buena entrada, me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra verte por aquí!! =) La educación es la base de todo, incluso de nuestro sistema, si queremos cambiar algo, debemos ir al cimiento de todo ello, espero que los políticos comprendan eso!

      Eliminar
  2. Muy buen texto.
    Estoy cursando primero de bachiller y veo mis dudas reflejadas en muchos de tus argumentos, y es que es injusto estar estudiando duro y tener en la mente metida la idea de que no voy a llegar lo suficientemente lejos sin experiencia y que además puede que me equivoque a la hora de escoger que quiero estudiar.
    Enhorabuena por la entrada, te ha quedado genial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo acabo de terminar Educación Primaria, y más o menos son las ideas que ahora, con algo más de madurez tengo sobre la Educación... Posiblemente si la Educación fuera de otra forma yo sería un científico, me encanta todo, saber más, las estrellas, el Universo... De hecho quiero estudiar algo relacionado con la ciencia, quizás no física, aunque me gusta, pero se que es algo dura, pero.. Todo podría, debería ser de otra forma, y bueno, si de esta forma se ayuda a personas como tú en su elección bienvenido sea, tenemos que luchar por lo que nos importa, y creo que esto es importante! Gracias nuevamente por comentar! =)

      Eliminar